Declaración con motivo del Día del Médico de la Mesa de la Unidad Democrática

El país exige soluciones a la grave crisis de la salud pública

Hoy 10 de Marzo,  Día del Médico, así declarado en honor al sabio y ciudadano Dr. José M. Vargas, enviamos a todos los médicos, extensivo a los profesionales y trabajadores de la salud, nuestro saludo y reconocimiento. Agradecemos su esfuerzo cotidiano por preservar la vida de los venezolanos sin distinciones, su espíritu de servicio y profesionalismo.

Son muy difíciles las condiciones en las cuales los profesionales y trabajadores de la salud les toca cumplir su misión y  dar respuestas a los problemas de salud que confrontan los venezolanos: escasez,  inflación, inseguridad incluso dentro de los centros de atención médica y el deterioro de nuestros ambulatorios y hospitales.

Pese a ser un país con muchos recursos, Venezuela en los últimos años ha retrocedido. Los viejos problemas se han agravado y problemas nuevos han surgido. Y en campos donde éramos ejemplo, como el dengue y la malaria, el retroceso es tal que el número de casos reportados de dengue en 2013 superó los 60.000 y de malaria los 70.000 casos, 50% de aumento con respecto al 2012.  Las deficiencias en el tratamiento de los pacientes con cáncer resultan de la carencia de medicamentos, equipos y materiales para radioterapia y estudios diagnósticos, que se traduce en menor esperanza de vida de los pacientes. Pacientes con VIH, hemofílicos, nefrópatas, trasplantados, y otros. sufren por la falta o irregularidad en el suministro de medicamentos y tratamientos.

A nivel hospitalario la situación es de franco deterioro de instalaciones y equipamientos. El gobierno ha tenido que reconocerlo, pero no ha sido capaz de corregirlo, aunque se repiten promesas y se anuncian planes. Un estimado de 50% de las camas de hospitales no está operativo. El promedio de espera para una cirugía electiva en la mayor parte del país supera los 6 meses. En el área de Cuidados Intensivos la situación es crítica; la escasez de recurso humano especializado afecta la calidad de la atención que se presta.  La baja remuneración de médicos venezolanos y, en general, del personal del sistema público de salud hace que, lamentablemente, muchos de nuestros profesionales emigren en búsqueda de mejores condiciones laborales.    El cerco económico a las universidades nacionales solo permite pagar  sueldos míseros a los docentes, no hay recursos para la investigación,  ni para laboratorios, tampoco los materiales y equipos para  funcionar  regularmente.

La Mesa de la Unidad Democrática se une al clamor de médicos, trabajadores de la salud y de Venezuela toda que exige al gobierno soluciones reales y efectivas, sin demagogia a la crisis de la salud pública.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s